B.A. Paramadvaiti Swami

Descargar pdf

Derechos de los Niños en Conciencia de Krishna

Introducción

Como bien dice Srila Sridhar Maharaj, en los Vedas no hay leyes de protección para la mujer, esto es, dice él, porque no eran necesarias, ya que en ese entonces las mujeres controlaban todo mediante el amor.

Así debería ser una sociedad ideal, controlada por el amor, o bien, por el amor y la confianza, como acostumbraba a decir nuestro Srila Prabhupad.

Él nos enseñó que en los tiempos Védicos el rey y la reina actuaban como buenos padres protectores de sus ciudadanos, y que incluso algunos de ellos, como en el caso de Sibi, dieron carne de su propio cuerpo para proteger a un simple palomo.

Al ver las cosas bajo este prisma nos resulta vergonzoso tener que hablar de los derechos de los niños, pues con esto reconocemos que la sociedad ha llegado a un nivel de insensibilidad e irresponsabilidad nunca antes imaginados.

La simple visión de uno de ellos debería enternecer el corazón de cualquier observador, pero parece que esto ya no es así, y peor aun, no sólo no lo es para un observador que lo desconoce, sino que también para sus propios padres, los que, en muchos casos, ya hubieran querido matarlo antes de él nacer.

La imagen de un niño, de una mujer o un anciano, son un llamado natural a dar nuestro afecto y protección; pero en la medida que la conciencia materialista crece en la sociedad, estos tres se han vuelto las víctimas principales de un mundo cada día más sórdido y abusador.

Bienvenidos sean estos niños que, entre otras muchas virtudes, nos obligan a desarrollar nuestro afecto, paciencia, tolerancia, creatividad y responsabilidad.

La encarnación de Dios, Rsabhadev, dijo que es el deber de los padres conducir a los hijos por el camino de la liberación; de este modo, el hijo vuelve de inmediato en gurus a sus padres. ¿Puede haber mayor bendición de responsabilidad hacia nuestro Creador?

De este modo, cada vez que tenemos un hijo, Dios nos está diciendo: "Pongo esta alma bajo tu cuidado. Al igual que a ti, le di este maravilloso regalo del cuerpo humano, enséñale a sacarle el mejor provecho, enséñale a utilizarlo en el máximo bien, que es el de dedicar su vida por entero a venir a Mí..."

Recibir un deber o una gran responsabilidad, es garantía de que en un futuro uno obtendrá el fruto de esa gran responsabilidad, por lo que uno debe ver esto como una gran bendición; pues si la vida no te envía nada de qué responsabilizarte, significa que ella no espera nada de ti, y que nada especial te espera dar.

Por ello, al volvernos conscientes de los muchos derechos de los niños, los cuales, como hemos visto, alcanzan incluso el rango de lo trascendental, nos volvemos más conscientes de esas responsabilidades que nos alejan de una conciencia animal.

Profundicemos más y más en la meditación de estos derechos, no olvides que cada niño es para nosotros una exigencia de dar amor, ellos son así una bendición en la tierra, cuando la sociedad se rige por los puntos citados en este trabajo, que están en armonía con la religión superior.

Derechos de los Niños en Conciencia de Krishna

Los niños tienen derecho:

  1. A tener una linda vida en compañía de padres amorosos que les enseñen juegos que despierten su amor universal. Tienen también derecho a su debido tiempo de descanso.
  2. A saber quienes son sus padres, incluyendo a quien es Madre Naturaleza y quien es el Padre eterno, como los Vedas lo revelan.
  3. A un refugio afectuoso que les de apoyo en todo tipo de emergencias, y a ser bien guiados o instruidos ante las adversidades que puedan enfrentar.
  4. A crecer en condiciones favorables para la evolución de su cuerpo, mente y espíritu.
  5. A recibir el estímulo necesario para desarrollar sus facultades, talentos y creatividad, sin ser forzados a trabajos muy fuertes que atenten contra su integridad física y sicológica.
  6. A aprender a pensar libremente y a comprender las disciplinas y reglas de este mundo, como algo importante para volverse un ser responsable.

    A aprender que toda acción, en fin de cuentas, tiene siempre su reacción, y que esa es la explicación por la cual el mundo es como es.
  7. A tener un nombre e identidad. Tienen el derecho a pertenecer tanto a una familia material como a una espiritual.
  8. A estudiar y desarrollar un carácter tal que no se contamine con los intereses económicos de esta sociedad de consumo, ni con elementos que lo alejen de sentir agradecimiento a Dios por todo lo que nos ha dado.

    Tienen derecho a desarrollar un carácter maravilloso donde no falte la compasión hacia todos los seres menos privilegiados.
  9. A todo tipo de protección y cuidado, y los menos capacitados, a ser atendidos con mucho afecto y cariño, velando siempre porque sean ayudados a mejorar su condición en este mundo.
  10. A ser protegido ante el abandono, la crueldad y la explotación.
  11. A ser protegido ante todo tipo de discriminación racial, religiosa o de cualquier otra índole. A él mismo debe educársele para que sea una persona de mentalidad abierta y respetuosa con todos.
  12. A ser protegido de los degradantes medios de comunicación que incentivan apetitos bajos, ignorantes y apasionados, en el corazón de cada ser.
  13. A tener acceso a material didáctico que despierte su comprensión de la cultura Vedica, para que dé inicio a su vida con buena educación y cultura.
  14. A tener programas organizados por sus padres, donde puedan establecer amistad con otros niños que cuenten con la gran fortuna de tener también, una meta espiritual en sus vidas.
  15. A los beneficios de un cuidado médico y de buena alimentación vegetariana, como así también a un sitio donde poder vivir y jugar a sus anchas.
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-Share Alike 3.0 Unported License
Page last modified on May 27, 2008, at 11:55 AM